Lo difícil

Tiene problemas del corazón. Veras, es que le flecharon sin querer y ahora nada más le queda amar sin saber por qué.

El problema no fue la flecha; ni las horas dedicadas a filosofar sobre el amor y por que es que pasa cuando pasa. Lo difícil fue amarle. Amar esa cosa sin sentimientos, ni deseos; amarle por que se sentía como un instinto: como respirar, o dormir, o tomar agua para aplacar la sed.

Amarle por que algo dentro de su cuerpo, en un rinconcito más escondido y secreto que donde guardamos los deseos que no decimos en voz alta, le hacía sentir que aquello de quererle era un deber.

Lo difícil fue ver pasar las horas y sentir al amor igual de solo que cuando nació; ver la historia que imagino para sí sucederle a alguien más y tener que internar su corazón en algún hospital imaginario donde le tratasen de aquel terrible mal.

Tiene problemas del corazón. No es una historia nueva, lo ves, pero que débil le hace el querer sin saber por qué.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s